Turisteando el mundo

  • Pilar y Paco Viajeros

Barrios de Retiro, Palermo y Puerto Madero en Buenos Aires (Argentina).


Aquí os queremos hablar de otros tres emblemáticos barrios de la ciudad de Buenos Aires: Retiro, Palermo y Puerto Madero, que visitamos en nuestra ruta por esta bella ciudad y que podéis leer en "Ruta día a día del viaje a Brasil, Argentina y Uruguay. Verano 2017"

EL BARRIO DE RETIRO es un barrio ubicado en el este de Buenos Aires colindante con el Barrio de la Recoleta y por el que pasamos casi a diario con los buses que nos conducían a otros barrios de la ciudad. A finales del siglo XVII el gobernador de Buenos Aires se construyó una casa de campo en la zona, a la que llamó "El Retiro" y la zona a ser urbanizada poco a poco, llenándose de residencias señoriales y mansiones, de ahí su nombre. Detrás de la estación de tren de Retiro, uno de los puntos neurálgicos de la ciudad, se encuentra la Villa 31 conocida como villa miseria, uno de los asentamientos más precarios de la ciudad y que nos recomendaron no visitarlo ya que no es un recorrido turístico.

Empezamos nuestro recorrido por la Plaza de Retiro que se llamó Plaza Británica hasta que en 1982, tras la guerra de las Malvinas, se le cambió el nombre por la de Plaza de la Fuerza Aérea Argentina y la Torre Monumental que se encuentran frente a la entrada de la Estación de Retiro.

La Torre Monumental o la Torre de los Ingleses como es coloquialmente conocida es un monumento de estilo renacentista donado por los residentes británicos con motivo del Centenario de la Revolución de Mayo. La primera se colocó en 1910 y fue inaugurada el 24 de mayo de 1916. En el siglo XX la Torre Monumental se convirtió en un fiel testigo del desarrollo de la ciudad y en uno de los primeros monumentos que veían los que llegaban a esta ciudad por su proximidad a la Estación Retiro. Tiene casi setenta metros de altura divididos en seis cuerpos.

Plaza del general San Martín recibe su nombre en 1878 en honor del general San Martín ya que usó esta plaza en distintas batallas contra las tropas españolas. Lo primero que vimos fue el cenotafio que se realizó a los caídos en la guerra de las Malvinas. En el centro de la plaza, además de los centenarios gomeros que expanden sus ramas y dificultan mucho la visibilidad, nos encontramos la enorme escultura alegórica donde destaca la figura de Marte, dios de la guerra, y una serie de bajorrelieves evocando distintas batallas.

Pero si algo nos llamó la atención en esta plaza fueron la cantidad de edificios bellísimos que la rodean. Merece la pena detenerse a contemplar el Palacio de San Martín hoy dependiente del Ministerio de Asuntos Exteriores, el pequeño palacio neogótico, hoy sede de Parques Nacionales, un bello edificio Art Nouveau que está ocupado por el Centro Naval.

Mención aparte merece el Círculo Militar ubicado en Palacio Paz desde 1938. Parece un sentido homenaje a la arquitectura parisina y más concretamente al Museo del Louvre.

Y destacando, o mejor, rompiendo la línea arquitectónica de la zona se encuentra en la esquina de la calle Florida con la Plaza San Martín, el edificio Kavanagh. Un edificio moderno que se empezó a construir en 1934 y que en poco menos de ocho meses habían levantado su estructura de 120 metro de altura, que lo convirtió en aquel momento y durante años en el edificio más alto de América, desbancando al construido por Barolo en 1923.

El edificio fue construido por Rodolfo Cervini y su propietaria era Corina Kabanag, de ahí el nombre del edificio, se inauguró en 1936. Fue el primer edificio construido en en hormigón armado en América, con lujos para la época como aire acondicionado y teléfono central, piscina, lavandería y otras comodidades para los moradores de sus 105 viviendas por su forma escalonada se pudieron instalar terrazas jardín.

En 1994, la Asociación Estadounidense de Ingeniería Civil lo distinguió como hito histórico internacional de la ingeniería y desde 1999 este edificio pertenece al Patrimonio Mundial de la Arquitectura de la Modernidad​. En este mismo año fue declarado Monumento Histórico Nacional de Argentina.

Pero como todos los grandes lugares, este sorprendente Edificio Kavanagh, tiene una hermosa leyenda basada en que fue construido por Corina para vengar un amor prohibido. Corina era una rica mujer pero sin sangre aristocrática y se enamoró de uno de los hijos de la noble familia de los Anchorena. Retrocediendo en el tiempo,la madre del muchacho, Mercedes, ya viuda de Hugo de Anchorena se negó a esta relación. Esta viuda que vivía en el hoy llamado Palacio de San Martín, decidió construir una iglesia que vería desde su casa y esta no es otra que la Basílica del Santísimo Sacramento, uno de los templos más bellos de la ciudad. Con la iglesia levantada, la millonaria Corina Kavanagh, tras la ruptura de su relación decidió vengarse de Mercedes y levantar un edificio enormemente alto que tapara la visión que ésta tenía desde su domicilio de la iglesia que había levantado Mercedes. ¡Y desde luego que lo consiguió!. Las investigaciones demuestran que esto es un mito porque afirman que Mercedes murió el 9 de julio de 1920 y el Kavanagh se inauguró en 1936. ¿ Será así? El cualquier caso la historia es hermosa y por eso os la contamos.

Y desde aquí nos adentramos en una de las calles más comerciales y conocidas de la ciudad de Buenos Aires, nos referimos a la calle Florida. Aunque era sábado y bastante temprano, nos adentramos a dar un paseo y contemplar la cantidad de bellos edificios que tiene. Queríamos visitar las Galerías Pacífico y el edificio Güemes.

Nos encontramos con una grata sorpresa y es que en esta calle existe otra Librería Ateneo, no tan espectacular como la de la Avenida Santa Fe y que os contamos en “Barrio de La Recoleta, Buenos Aires (Argentina)” pero no menos interesante y decidimos dar una vuelta por la misma y tomarnos un sabroso café que nos sentó de lujo es esta fría mañana porteña.

Las Galerías Pacífico, un elegante edificio histórico declarado Monumento Nacional y hoy dedicado a Centro comercial. Cubierto con una imponente cúpula cubierta con murales realizados por destacados pintores argentinos: Antonio Berni y Lino Enea Spilimberg. Pero como todo gran edificio tiene a cuestas una larga historia y es que fue construido en 1889 para albergar grandes tiendas que es lo que contiene en la actualidad, pero nunca se llegó a utilizar como tal. Fue sede de los ferrocarriles argentinos y del Museo Nacional de Bellas Artes. Tras varios años de abandono en 1990 se rehabilitó y desde entonces funciona como centro comercial.

Nos acercamos hasta La Galería Güemes es un pasaje peatonal que une las calles Florida y San Martín. Se fundaron el 1915 con estilo Art Nouveau. Pero además de estas galerías sorprendente lo que queríamos era subir en uno de esos magníficos ascensores hasta su mirador para contemplar la ciudad desde las alturas. Pero no fue posible, porque aunque internet decía que no funcionaba los sábados nosotros nos acercamos por si estaba equivocado como tantas veces nos ocurre en nuestros viajes; estaba claro que el Buenos Aires en las alturas se tendría que quedar para otro viaje. Si queréis consultar horarios y precios pinchad aquí.

La estación de Retiro será otro de los edificios que hay que visitar en este barrio, nosotros lo hicimos en día que fuimos a Tigre en el tren Mitre de cercanías, lo podéis leer todo en "Tigre y el Delta del río Paraná" . Se levantó este bonito edificio a principios del siglo XX con una combinación de estilos propios de la época; la fachada de estilo afrancesado y el interior una estructura espectacular de hierro y vidrio siguiendo la arquitectura industrial del siglo XIX. No fue hasta 2006 que el gobierno argentino declaró el edificio Monumento Histórico Nacional.

EL BARRIO DE PALERMO comenzó su andadura casi en el origen mismo de la ciudad a finales del siglo XVI, cuando Juan Domingo Palermo, italiano, compró estas tierras e instaló una hacienda. Ya en el siglo XIX se crearon algunos de las zonas que hoy definen a este barrio como el Buenos Aires verde o los bosques, como son conocidos popularmente. Se crean el Rosedal, el Zoológico y algunas zonas se dedicaron a viviendas habitadas por la clase media. Es unos de los barrios más extensos de la ciudad y está dividido en Palermo Viejo, Palermo Vivo, Palermo Chico, Palermo Soho y Palermo Hollywood . Aquí se encuentra el aeropuerto Jorge Newbery. Nosotros dedicamos unas pocas horas a pasear por la zona pues no teníamos tiempo para más.

Llegamos a este barrio en metro y nos bajamos en la Plaza de italia. Nos llamó mucho mucho la propias estación de metro cargadas de colores y sus paneles de azulejos con referencia a las ruinas de San Ignacio de Miní.

Caminando por avenida de Sarmiento llegamos al Monumento de los Españoles, lo primero que vimos a la llegada a Buenos Aires cuando íbamos en el taxi desde el aeropuerto al barrio de La Recoleta. Fue un regalo de España a la los argentinos para conmemorar el primer centenario de la independencia. Está fabricado en mármol de carrara por el escultor Agustín Querol. Su verdadera denominación es la de "Monumento a la Carta Magna y las Cuatro Regiones Argentinas". Teníamos el sol detrás del monumento y la fotografía no es demasiado buena.

Desde aquí nos adentramos en el conocido Parque de Tres de Febrero, que contiene Los Bosques y Lagos de Palermo, que son el pulmón verde de la ciudad de Buenos Aires. En el perímetro del Parque Tres de Febrero se encuentra el Planetario de la Ciudad, el Rosedal, el Jardín Botánico, el Zoológico, el Hipódromo de la ciudad, y algún museo más. Dimos un pequeño paseo por el lago y al ser invierno no encontramos la zona en su mejor momento.

El Jardín Japonés fue nuestra siguiente visita. Fue construido en 1967 en honor de la visita del Emperador japonés y de su esposa a la ciudad. Como curiosidad decir que se trata del jardín japonés más grande que existe fuera del país nipón. Pagamos nuestra entrada de 90 pesos (nada barato) por persona y nos adentramos en este remanso de paz. Un lugar que os recomendamos visitéis si paseáis por la zona porque caminar entre bonsáis, azaleas, orquídeas, agua, puentes, cascadas es un pequeño placer.

Al Museo de Arte Latinoamericano- MALBA llegamos caminando desde el Jardín Japonés porque nos habíamos quedado sin saldo en la SUBE y buscando un lugar donde recargarlas nos llevó a un centro comercial cerca del museo. Un lugar muy interesante tanto por su colección de pintores latinoamericanos del siglo XX como por el edificio de vidrio y acero revestido de piedra caliza.

PUERTO MADERO es el último barrio creado en la ciudad. Allí se ubican oficinas, rascacielos, restaurantes, salas de exposiciones, la Universidad católica, hoteles lujosos, en fin, un barrio sofisticado, elegante que se ha convertido en área de esparcimiento de los lugareños y los visitantes de la ciudad. Además, Puerto Madero es un barrio que rinde homenaje a las mujeres, con su Puente de la Mujer, el parque de la Mujer y sus calles llevan nombres de mujeres importantes del mundo de la ciencia, política y la cultura.

Tiene toda una zona peatonal alrededor de los diferentes diques y es un buen lugar para caminar y disfrutar del río de la Plata. Nosotros llegamos en bus desde nuestro paseo por El barrio de La Boca y Caminito que os contamos en El barrio de la Boca y su famoso "Caminito".

Desde el nacimiento de la ciudad de Buenos Aires, la vida económica estuvo ligada al Río de la Plata pero también es cierto que desde ese momento hubo problemas para la llegada de los grandes barcos por la poca profundidad del río. A finales del siglo XIX se le encarga a Eduardo Madero la construcción de un nuevo puerto más moderno que diera una nueva imagen y diera solución a la entrada de las más grandes barcos que arribaban a la ciudad. Diez años de vida tuvo esta nueva construcción y Puerto Madero quedó obsoleto comenzando su declive. Más de 100 años pasaron para que en el año 1990 se creara un proyecto de rehabilitación de la zona.

Lo primero que hicimos fue buscar un lugar para hacer una comida rápida, descansar un ratito y seguir con nuestro paseo por la zona. La oferta de restaurantes es amplia y tentadora. Nos encantó ver el ir y venir de gentes, muchos estudiantes, trabajadores comiendo al sol, sentir que te encuentras en un lugar vivo es sumamente gratificante.

La Fragata Sarmiento que vemos hoy en Puerto Madero fue el barco escuela de la armada Argentina. Fue construido en el año 1898 e hizo 39 viajes por el mundo. Es ahora un Museo que se puede visitar aunque nosotros no lo hicimos.

El Puente de la Mujer atraviesa el dique 3 y es totalmente peatonal, fue obra del español Santiago Calatrava. Fue inaugurado en el 2001 y es giratorio para permitir el paso de embarcaciones.

Por falta de tiempo tuvimos que desistir de la visita de la reserva ecológica de La Costanera Sur, pero la dejamos anotada por nuestro próximo paso por la ciudad de Buenos Aires.


ANTERIOR SIGUIENTE


#2017 #BuenosAires #Argentina #América #AméricadelSur #BarriodeRetiro #EdificioKabanagdeBuenosAires #BarriodePalermo #JardínJaponésdeBuenosAires #MuesoDeArteLatinoamericanoMALBA #PuertoMadero #PuentedelaMujerdeBuenosAires #FragataSarmientodeBuenosAires #Unesco #PatrimonioMundialdelaHumanidad

NOS HARÍA MUCHA ILUSIÓN QUE NOS DEJARAS UN COMENTARIO

Encuentra la información que buscas

Para utilizar el buscador, basta con introducir un lugar, monumento, ciudad, país o incluso solo una palabra y se verán los resultados de nuestros artículos.

SUSCRÍBETE A NUESTRO BLOG

DESDE AQUÍ PUEDES DAR UN "ME GUSTA" A NUESTRA PÁGINA DE FACEBOOK

Icono e-mail
Esta web utiliza cookies para asegurar que se da la mejor experiencia al usuario al visitar nuestro blog. Si continuas navegando por este sitio,  se asume que se está de acuerdo.
Logo-MadTB
  • Icono para Facebook
  • Icono para twitter
  • Icono para Instagram
  • Icono para RRSS

Nos encontramos en: Madrid (España)