Viaje a Tierra Santa. Israel y Palestina (Ruta y consejos)

Comenzamos con el primer artículo de nuestro viaje a Tierra Santa: Israel y Palestina. En él os contaremos la ruta que hicimos, y por supuesto las sensaciones que nos produjo visitar el país.

 

Israel y Palestina no estaba en nuestros deseos viajeros hasta hace bien poquito tiempo. Pero en los últimos meses comenzamos a ver fotografías de la Cúpula de la Roca, muchos de nuestros amigos blogueros comenzaron a publicar artículos que leíamos sobre Israel y Palestina con opiniones diversas y a veces, encontradas; habíamos leído la magnífica novela de Julia Navarro: Dispara que ya estoy muerto y por supuesto el conocer que en este pequeño territorio se habían producido hechos históricos y religiosos que miles de años después siguen dando batalla y enfrentando a las tres religiones monoteístas. Así fue como decidimos que era ya tiempo de conocer Tierra Santa con ciudades como Jerusalén, Nazaret, Jericó  y otros lugares que os contamos en breve.

 

Planificando nuestro viaje del verano 2018, que incluía el Líbano y que podéis leer en "Planificación, vuelos, hoteles y datos prácticos del viaje a Europa del Este, Chipre y Líbano" pensamos que era el momento de Viajar a Israel y Palestina y así completábamos esta zona geográfica pues ya conocíamos Jordania. Era abril cuando en nuestras manos cayó un folleto del Corte Inglés de los viajes de mayores de 60 años que organiza la Comunidad de Madrid. Preguntamos, había plazas, buenísimo precio, fechas que nos venían bien, nos atendió una chica muy amable y sin mirar demasiado nos apuntamos pensado que esta empresa vendía calidad y los filtros de la selección de viajes estaría hecho. Gran error por nuestra parte porque el viaje estaba mal planificado y operado por Panavisión, alguno de los hoteles era como la casa de los horrores, la guía que llevamos durante el viaje fue pésima. Vendían  un viaje de ocho días cuando el vuelo del primer día salía a las 23,35 h, que luego salió con retraso al día siguiente. En fin, que no fue lo que esperábamos y que hemos puesto el nombre de la empresa para que quien nos lea se cerciore antes de contratar con ellos.

 

Pero a pesar de la mala gestión del viaje, conseguimos disfrutar del mismo, aprovechamos más que bien los tiempos que nos dejaban libre y lo bueno que tienen estos viajes es que conocimos a algunas personas encantadoras con las que pasamos buenos ratos.

 

Antes de continuar algunos  DATOS DE INTERÉS para viajar a Israel.

 

AÑO de creación del estado de Israel en 1948 por resolución de las Naciones Unidas. En este mapa podéis ver las fronteras de la ONU y la situación actual. Un conflicto de años con pocas esperanzas de resolución.

CAPITAL: Oficial TEL AVIV, deseada por los judíos Jerusalén y también por los palestinos.

 

POBLACIÓN: 8.970.000 habitantes con una densidad de población de casi 400 habitantes por kilómetro cuadrado.

 

DIFERENCIA HORARIA: una hora más que en España.

MONEDA NACIONAL: Nuevo Shekel Israelí. En el momento de nuestro viaje un euro equivalía a 0,25 euros. Se puede pagar con tarjeta de crédito en tiendas, restaurantes y museos.

 

RELIGIÓN: Mayoritariamente judíos con casi el 80%, menor proporción musulmanes, un 20 % que son los descendientes de los árabes que quedaron dentro de las fronteras de la creación del Estado de Israel en 1947 y un bajo porcentaje de cristianos.

 

IDIOMA: El hebreo es el idioma oficial de Israel y el árabe en los territorios palestinos. En todo nuestro viaje fuimos encontrando los carteles en ambos idiomas y en muchos lugares también estaba escrito en alfabeto latino. No hay problema de comunicación porque hablan inglés tanto en Israel como en palestina.

 

LLAMADAS TELEFÓNICAS: Hay wifi prácticamente en todo el país.

 

ELECTRICIDAD: El voltaje es de 220V, el tipo de clavija es la misma que en España.

 

SEGURO Y MEDICAMENTOS: No hay convenio entre España e Israel con lo que habrá que llevar buen seguro médico, en nuestro caso tenemos uno anual de viajes. Si está tomando cualquier medicamento con receta, hay que asegurarse de traer suficientes para los días que dura el viaje, ya que algunos medicamentos no están disponibles en Israel y mucho menos en Palestina. Conveniente ir con las recetas. También es recomendable llevar material de botiquín.

 

TIPO DE GOBIERNO: Es una república parlamentaria y sus instituciones son el Presidente del Estado, la Knéset o parlamento unicameral y el gabinete de ministros.
 

DOCUMENTACIÓN: Los españoles no necesitamos visado para acceder a Israel. Ahora ya no te ponen ningún sello en el pasaporte para evitar que los visitantes tengan problemas en su acceso a otros países y te entregan una tarjeta, parecida a un DNI,  que hay que guardar hasta la salida ya que es tu visado para moverte por el país. Es aconsejable dejar el pasaporte en el hotel y llevar fotocopia del mismo. La excesiva burocracia puede traer problemas en caso de pérdida.

 

Una peculiaridad tanto cuando sales desde España como a la salida de Israel, es que antes de los mostradores de facturación montan unos controles y te hacen todo tipo de preguntas, como porque viajas a Israel, como es tu maleta, qué llevas en ella, si has viajado a países como Siria, Irán o Líbano, si piensas ir a Palestina y unas cuántas más que ahora no recordamos. Después de esto te dejan acceder a los mostradores de facturación. No sabemos si esto lo hacen con todas las compañías aéreas o tan solo con la israelí El Al que viajamos nosotros.


SEGURIDAD: A pesar de todas las noticias que leemos en casa del conflicto entre palestinos e israelíes, cuando estás in situ no se ve nada raro si obviamos la gran presencia del ejército israelí, el muro de más de 700 kilómetros que separan ambos países y puedes moverte por las ciudades sin ningún problema. El conflicto más delicado se desarrolla en la zona de Gaza.

 

SABBAT: El sabbat es el día de descanso de los judíos y se celebra desde la caída del sol del viernes hasta la noche del sábado, pero es que se lo toman al pié de la letra y el país se paraliza. No circula el transporte público, cierran restaurantes, bares , museos. no utilizan el móvil, ni ordenadores, e incluso tienen ascensores en los que no es necesario ni tocar el botón. A efectos del viajero en las ciudades hay mucho que visitar y los taxis privados o colectivos siguen funcionando porque son musulmanes. El transporte al aeropuerto también funciona.

 

Ruta día a día de nuestros siete días en Tierra Santa

 

Primer día

 

Salimos de Madrid a los doce y media de la noche con la compañía israelí El Al Airlines y llegamos a Tel Aviv , al aeropuerto de Ben Gurion, a las 5 de la mañana. En Madrid antes de facturar tuvimos que pasar una entrevista por personal israelí de porqué viajábamos a Israel, si entraríamos a Palestina, si habíamos viajado a países como Siria o el Líbano y unas cuantas más. Tras recoger maletas nos subieron al autobús y nos fuímos a hacia Tel Aviv, concretamente a Jaffa donde desayunamos y visitamos esta antigua zona en un paseo bastante hermoso. Cuando pensábamos que visitaríamos Tel Aviv con calma tan soló tuvimos la oportunidad de ver el origen del movimiento arquitectónico moderno que le ha valido el calificativo de la ciudad Blanca y su inclusión en el Patrimonio de la humanidad, os lo contamos en Jaffa y la ciudad blanca de Tel Aviv (UNESCO) 

Continuamos ruta hacia la antigua ciudad marítima de Cesarea, una de las grandes ciudades del Impero Romano muy pero que muy interesante su visita con unas vistas al mar preciosa, todo en Yacimiento arqueológico de Cesarea marítima (Lista indicativa UNESCO)

Haifa fue nuestra siguiente parada y uno de los lugares más interesantes para visitar ya que en su territorio se reúnen tres Patrimonios Mundiales por la Unesco. Nosotros visitamos o mejor subimos al Monte Carmelo para ver la iglesia de Stella Maris con gruta del profeta Elías y visitamos los Jardines y Cúpula dorada de los Bahaíes, unos jardines colgantes en terrazas bellísimos. Toda la información en Haifa: el Monte Carmelo y lugares bahaíes (UNESCO)

Llegamos a la caída de la tarde al Mar de Galilea o lago Tiberiades, donde pasaríamos dos noche en un hotel  horroroso y sucio a las afueras de Tiberiades y en la orilla del lago. El hotel en cuestión era La Perla, anotadlo bien para no pasar por allí si pensáis dormir en la zona; avisados estáis.

 

Segundo día

 

Ya descansados de una noche de vuelo y un largo día de visitas comenzaba nuestro segundo día de visitas en Israel y Palestina. Día dedicado a conocer los lugares bíblicos del Mar de Galilea. Conocimos el Monte de las Bienaventuranzas con la iglesia de la Beatitud, un sitio paisajísticamente hermoso donde Jesús predicaba  y nacieron las bienaventuranzas,

Tabgha con una preciosa iglesia bizantina en la que se sitúa el milagro de la multiplicación de los panes y los peces.

Las ruinas de Cafarnaum, un lugar precioso con unas vistas espectaculares del Mar de Galilea, aquí está la casa de la suegra de Pedro, los restos de una sinagoga y en la tienda de recuerdos donde por fin pudimos cambiar dinero y fuera del recinto vimos la iglesia de los doce apóstoles que es ortodoxa griega.

Continuamos hacia el río Jordán que algunos historiadores dicen que es el lugar del bautismo de Jesús, el sitio es muy bonito y relajante, además de no encontrarnos con demasiada gente; comemos aquí la peor comida de todo el viaje.

Un paseo por el Mar de Galilea en barco fue nuestra siguiente parada, surrealismo puro y duro pero al menos durante una hora paramos de iglesias y milagros. Todo estos lugares os los contaremos en Lugares en el Mar de Galilea (Lista Indicativa de la UNESCO).

 

La última parada del día fue Nazaret en la que visitamos  la  Basílica de Anunciación que es enorme con dos niveles y cargada de simbolismo y  la Carpintería de José donde se ve parte de la cisterna de la ciudad. Dimos un paseo por la zona y vimos los restos arqueológicos de la ciudad, ya con noche casi cerrada. Os lo contaremos en Nazaret: Basílica de la Anunciación y la carpintería de José .

 

Tercer día

 

Por fin abandonábamos el hotel de los horrores y nos adentraríamos en territorio palestino pero antes visitamos el pequeño pueblo de Canáa de Galilea donde Jesús convirtió el agua en vino, aquí nos tomamos el mejor zumo de granada de todo el viaje.

El Monte Tabor fue nuestra siguiente visita, llegamos a las 9,30 y tenemos que esperar hasta casi las 11,30 para coger los microbuses que nos suben a la Iglesia de la Transfiguración, demasiado tiempo de espera para lo que vimos, Este lugar lo hemos incluido en Lugares en el Mar de Galilea (Lista Indicativa de la Unesco). 

.

Abandonamos el vergel que es Galilea  para adentrarnos en el desierto de Judea y Palestina. Jericó es la ciudad más antigua del Mundo junto a Damasco y Biblos, poquísimo tiempo para lo que había que ver; aún así le sacamos todo el jugo que el tiempo nos concedió, aquí os lo contamos:  Jericó, la ciudad de las palmeras (Lista Indicativa Unesco). Palestina

Llegamos a Belén ya prácticamente de noche y aquí pasaríamos las dos siguientes noche de nuestro viaje en el magníficamente situado Hotel Nativity, que sin ser lujoso estaba limpio y sus camas eran cómodas.Tras la cena tan solo nos dio tiempo a un pequeño paseo por el Centro Histórico en el que nos hartamos de subir y bajar cuestas. 

 

Cuarto día

 

Toda la mañana  la dedicamos a la visita de Belén, con su  Iglesia de la Natividad que es reconocido como el lugar del nacimiento de Jesús e incluida  en la lista del Patrimonio de la Humanidad por la Unesco dentro de Palestina, seguimos con la Gruta de San Jerónimo y la Iglesia de Santa Catalina.

Tras la comida fuimos a Ein Karen (Lista indicativa de la Unesco) en las afueras de Jerusalén, paseo por el hermoso  pueblo y visita a la Iglesia de la Visitación y la Iglesia de San Juan Bautista. Os lo contamos en Ein Karen y su paisaje, Lista indicativa de la Unesco

De vuelta en Belén y antes de la cena buscamos un taxi para que nos acercara a conocer el muro que rodea la ciudad ya que no podíamos dejar de ver el muro israelí que está estrangulando la ciudad y en la que de vez en  en cuando hace incursiones el ejército. El lugar se ha convertido en muro en que los artistas denuncian la situación que se vive en Palestina. Todo lo que conocimos en esta hermosa ciudad lo podéis leer en  Belén (UNESCO) qué ver en un día. Palestina.

Quinto día

 

Salimos de Belén bastante temprano pasando por los controles israelíes y circulando pegados al muro de más de setecientos kilómetros que separan Israel de Palestina y ciertamente impresiona. Por fin llegamos a la ciudad de Jerusalén, la ciudad más veces construida y destruida en la historia, la ciudad reclamada como propia por las tres grandes religiones monoteístas, la ciudad amada y odiada a través de sus miles de años de historia.Qué es la ciudad santa de Jerusalén, cómo moverse, cuales son sus barrios, cómo visitarla os lo contamos en Jerusalén, ciudad santa de cristianos, judíos y musulmanes.

 

Nuestro primer e intenso día en esta ciudad comenzó en el Huerto de Getsemaní, continuamos a la Iglesia de Agonía, la Vía Dolorosa, El Santo Sepulcro, la Iglesia etíope, las murallas de la Puerta de Sión, La Iglesia de la Dormición , La tumba del Rey David y el Muro de las Lamentaciones donde comenzaba el Sabbat. Todo esto os lo contamos en  Jerusalén, la ciudad vieja (Unesco),

Nos alojamos dos noches en el Hotel Seven Arches, ubicado en lo más alto de Monte de los Olivos. Un hotel más que correcto y con las mejores vistas de la ciudad de Jerusalén, al que todos los que visitan la ciudad suben para contemplar la inmensidad de la ciudad. Moverse desde allí no era nada complicado porque siempre había taxis en la puerta y autobuses públicos siempre que no sea Sabbat.

 

Sexto día

 

Nuestro segundo día en Jerusalén, ya por libre y a nuestro ritmo lo dedicamos a recorrer nuevamente la ciudad vieja y por la tarde a la ciudad nueva. Nos hubiera gustado dedicar la mañana a visitar Masada por libre pero al ser Sabbat no había transporte público y la excursión que organizaba el circuito era excesivamente cara y además necesitábamos desprendernos de la guía del circuito.

 

Comenzamos por el Mirador del  Monte de los Olivos que estaba a los pies de nuestro hotel, después lo dedicamos a recorrer una parte de las murallas, el barrio Cristiano, el Barrio árabe, volvimos al Muro de las Lamentaciones para verlo de día, el barrio judío y el barrio armenio con la Catedral de Santiago que estaba abierta. Por la tarde nos fuimos en taxi al impresionante Museo de Israel porque no podíamos irnos de la ciudad sin ver los Manuscritos del Mar Muerto y una visita a la zona donde está el Parlamento de Israel, muy cercana al museo. Este hermoso día os lo contamos en  Jerusalén II, la ciudad vieja (Unesco) y la ciudad nueva, 

 

Séptimo día

 

Terminaba ya nuestro viaje a Tierra Santa, ya que nuestro vuelo salía a primera hora de la tarde pero nos quedaba por visitar uno de los lugares más venerados de la historia de la humanidad y quizás, el lugar que más nos gustó de toda la ciudad, nos referimos a la explanada del Templo. Los dos días anteriores  había estado cerrada a los no musulmanes. Nuestra visita a este imprescindible lugar de la ciudad os lo contamos en Jerusalén III, La explanada del Templo (Unesco),

Comimos en Tel Aviv y de nuevo al aeropuerto a pasar los mismos controles para salir que los que pasamos de entrada a Israel. Leed nuestros relatos y sabréis que nos parecieron los lugares que visitamos, aunque ya os adelantamos que Jerusalén quedó en primer lugar. Si algún día volvemos a este país será para conocer a fondo Tel Aviv, Acre y Masada, pero también explorar la ciudad nueva de Jerusalén. Si pensáis hacer el viaje por libre os recomiendo que leáis el viaje que cuenta Oscar Castillo en su blog Persigue tus sueños..

 

 

 

 

Please reload

NOS HARÍA MUCHA ILUSIÓN QUE NOS DEJARAS UN COMENTARIO

ENTRADAS RELACIONADAS

Please reload

SUCRÍBETE A NUESTRO BLOG

ESCRÍBENOS AL SIGUIENTE E-MAIL:

  • Icono para Facebook
  • Icono para twitter
  • Icono para Instagram
  • Icono para RRSS