top of page

Turisteando el mundo

  • Foto del escritorPilar

Iglesias Románicas en el Valle de Arán, Lérida. Cataluña


Día dedicado a conocer algunas iglesias de estilo románico en el Valle de Arán, Val d'Aran, en los Pirineos centrales en la provincia de Lérida; en esta ruta también conocimos el Románico del Valle de Boí, Patrimonio de la Humanidad por la Unesco desde el año 2000 y el Románico del Alto Garona en Francia, Patrimonio de la Humanidad dentro de las rutas del Camino de Santiago en Francia. Cuatro días de Románico a tope en el mes de julio de 2021.

En el Valle de Arán se concentra un gran número de bellas iglesias románicas, un total de quince de las que visité seis consideradas como obras maestras, la mayoría fueron construidas entre los siglos XII y XIII. Siguen manteniendo estas iglesias parte de las características del románico lombardo pero ya tienen puertas talladas con una rica ornamentación escultórica propia del románico tardío, también destaca su arquitectura, frescos y tallas de madera. La mayoría de ellas tiene una clara evolución al gótico.


Hoy la ruta sería más corta que en días anteriores y la belleza de la zona increíble, nuevamente en esta Valle de Arán una simbiosis perfecta de arte y naturaleza, los pueblos hay que recorrerlos también con calma pues son preciosos y el color de la piedra de sus casas con decoraciones de flores con colores perfectos, harán que pases un día estupendo si decides recorrer esta zona.


San Andrés de Salardú


Para llegar a la iglesia de San Andrés de Salardú (Sant Andreu de Salardú) recorrimos el pueblo en un paseo realmente bonito, era bastante temprano y sus calles estaban prácticamente desiertas. Lo primero que nos llama la atención es su campanario octogonal muy esbelto estando provisto de aspilleras que le dan un carácter defensivo. Es del siglo XII y XIII, de estilo románico de transición con bastantes elementos ya del gótico. La portada lateral tiene cinco arquivoltas decoradas, principalmente con motivos vegetales, que descansan sobre columnas y capiteles.

Ya en el interior vemos que su planta es basilical de tres naves, como la gran mayoría de iglesias románicas del Valle de Arán, encabezadas por tres ábsides semicirculares. Pero sin duda lo más interesante es el festival de pinturas murales del siglo XVI y XVII con diferentes pasajes bíblicos, entre ellos de San Andrés que da nombre a la iglesia.

Sin duda lo más destacado es la talla del Cristo de Salardú, una de las tallas más destacadas del románico aranés del siglo XII y obra del taller Erill la Vall. Se encuentra ubicado en el altar y protegido por una urna de cristal que hace muy difícil hacer buenas fotografías.

Este cristo es uno de los más venerados en el valle y ha sido y es lugar de peregrinación ya que le atribuyen poderes de protección sobre las gentes del lugar. También hay que tener en cuenta que esta iglesia formó parte de la ruta de peregrinación hacia Santiago de Compostela que procedía de Toulouse y se adentraba a España por el paso natural que ofrece el río Garona.


Santa Eulalia de Uña


La localidad de Uña, Unha, se encuentra a 1280 metros de altura en la confluencia del río Uñola con el Garona, bajo la protección de las montañas del Valle de Aran. La iglesia de Santa Eulalia de Uña,(Santa Eulàlia de Unha) se localiza en lo alto del pueblo y para llegar a ella hay que subir cuestas y escaleras, todo decorado con flores que hace inigualable la ruta. Las vistas al llegar a la iglesia son increíbles y la he elegido para encabezar este relato.

La iglesia es de origen románico del siglo XII y su exterior es muy sencillo con sus ábsides prácticamente encajonados en una calle muy estrecha, con la puerta de acceso muy sencilla sin decoración conservando en su parte superior dos piedras talladas. Cuenta con dos campanarios, uno de espadaña y el otro en forma de torre añadido en el siglo XVIII con cuerpo octogonal.

El interior consta de tres naves terminadas en cabeceras con tres ábsides, decorados al gusto lombardo. Aquí se conservan pinturas murales del siglo XII situadas en el ábside central, fue imposible hacer fotografías por la escasa luz y los pocos restos que se conservan; son fragmentos de lo que fue un pantocrátor hay muy buenos carteles explicativos de lo que estábamos viendo. Algunos autores creen que la decoración originaria de esta iglesia. Por su parecido, fue realizada por los mismos trabajadores de San Clemente de Tahull.

Podemos contemplar también unas pinturas recientemente descubiertas del siglo XVI que narra, entre otros acontecimientos bíblicos, a Jesús orando en el huerto de Getsemaní.

El pueblo de Uña y su iglesia me parecieron preciosos, pero todavía el día nos regalaría muchos lugares hermosos, como el que visitaríamos a continuación


Santa María de Arties


Arties se encuentra en la parte alta del Valle de Arán, su nombre es de origen vasco y significa llano entre dos aguas, y es que Arties está situado en la confluencia entre el río Garona y su afluente Valarties. Es uno de los pueblos más bonitos de la zona y uno de los más animados de la zona.

La Iglesia de Santa María de Arties se construyó entre los siglos XII y XIII, es uno de los mejores ejemplos del románico aranés. En su origen formaba parte de un conjunto fotmado por la propia iglesia y los restos del castillo de Entresanaigües del siglo XIII de que hoy quedan restos de algún tramo de murallas y alguna torre.

La iglesia de Santa María de Arties cuenta con dos campanarios, uno gótico exento de varios pisos rematado con cubierta piramidal y una espadaña en el remate de la cubierta. Esta iglesia tiene planta basilical de tres naves, rematadas con tres ábsides semicirculares, de los que hoy solo se conservan originales los dos laterales y el central se encuentra restaurado. Tiene dos portadas de acceso situadas en las naves laterales. Como muchas de estas iglesias aranesas en su parte posterior cuenta con un cementerio.

Ya en el interior nos asombran su magnífico retablo gótico y unas magistrales pinturas murales del siglo XVI.


San Miguel de Viella


Tras la comida nos dispusimos a visitar La iglesia de San Miguel de Viella (Sant Miquèu de Vielha), una de las más tardías en su construcción pues es del siglo XIII-XV, con numerosas reformas góticas y renacentistas. Lo primero que nos llama la atención en su exterior es su imponente campanario del siglo XVI con aspecto de fortificación, ya que en su origen esta iglesia estaba dentro de un castillo del que hoy no quedan restos.

Pero esta iglesia se encuentra en la ruta del románico del Valle de Arán porque en su interior de una sola nave se encuentra su pieza que más destaca que es la imagen del Cristo de Mijaran, una magnífica talla policromada del siglo XIII. Pertenecía a la cercana iglesia de Santa María de Mijaran que quedó destruida en la Guerra Civil.

El Cristo de Mijaran formaba parte de un conjunto escultórico de un Descendimiento, similar a los que conocimos en el Valle del Bohí y por sus características se cree que fue obra del maestro Erill a Vall y se cree que la talla alcanzó los dos metros de altura.


San Esteban de Betren


Al pueblo de Betrén, está junto Vielha, unido por una avenida, llegamos caminando hasta el casco antiguo, en el que se encontraba nuestro Hotel Tuca donde pasamos las tres noches de este viaje de románico a tope.

La Iglesia de San Esteban ( Sant Estèue), me asombró por su monumentalidad exterior, sus orígenes son del siglo XIV, sus elementos románicos perviven pero son ya un claro preludio del gótico en la zona, manifestándose en sus ábsides y en la portada tanto es sus formas arquitectónicas como en las escultóricas.

La portada de acceso es uno de los referentes artísticos de la iglesia de San Estaban, se abre en el muro norte con arquivoltas con una decoración que narra el Juicio Final con la representación de los elegidos contrapuestos a los condenados.

Tiene una sola nave pero si está ésta rematada por tres ábsides poligonales. El interior no tiene demasiado interés pero era totalmente distinto a lo que estábamos conociendo en esta ruta.


Iglesia de la Asunción de Bossost


Iglesia de la Purificación de Bossost (Mair de Diu dera Purificacion de Bossòst) sería nuestra última visita en esta ruta del románico del Valle de Aran. Es del siglo XII con muchas modificaciones a lo largo de los siglos, está considerada como de las más bonitas del valle, aunque a mí personalmente no me conquistó, exceptuando algunos elementos de los que hablaremos después.

En su estructura es muy similar a lo que veníamos viendo en este día con planta basilical, ábsides semicirculares, campanario de torre de planta cuadrada y espadaña en la cabecera, decorado con frisos con arquillos ciegos. Su nave central es mayor que las anteriores que habíamos visitado pero estructuralmente románica, con cuatro arcadas y pilares circulares que la sustentan. También tiene dos puertas de acceso, siendo la más antigua la puerta norte.

La puerta norte está compuesta por un arco de medio punto rodeado por arquivoltas sin decoración, capiteles decorados con formas simples con función decorativa pues las arquivoltas se sustentan sobre cuatro pilastras. Pero lo más destacado de esta portada es su tímpano que una la joya de la iglesia y del valle. El tímpano muestra un relieve con la representación del Pantocrátor rodeado de tetramorfos y todo enmarcado con una decoración de taqueado jaqués y en el centro de la parte inferior un crismón que también veríamos en la puerta sur.


Kommentare


NOS HARÍA MUCHA ILUSIÓN QUE NOS DEJARAS UN COMENTARIO

bottom of page