Turisteando el mundo

  • Pilar y Paco Viajeros

Urbino (Italia). Ciudad renacentista por excelencia


Urbino es una ciudad italiana situada en la región de Las Marcas, en las estribaciones orientales de los montes Apeninos y cerca de la costa adriática. Gracias a su arquitectura monumental parece surgir de una colina. Aún hoy tiene aspecto de ciudad renacentista ya que no volvió a levantarse un edificio desde el siglo XVII. Un complejo de fortalezas, palacios, iglesias y plazas que ha quedado casi intacto y que ha llevado a esta ciudad a ser merecedora de ser Patrimonio Mundial de la Humanidad por la UNESCO.

A medida que nos acercábamos a Urbino, íbamos distinguiendo la colosal mole que es el Palacio Ducal y que relataremos más adelante, pero sabíamos que las mejores vistas se conseguían desde la otra parte de la ciudad, por eso pusimos en el GPS la dirección de Vía Rafaello, donde aparcamos una vez tuvimos la vista deseada. Desde el llamado Parco della Resistenza, un parque que alberga algunas ruinas de las antiguas murallas y que los lugareños conocen simplemente como Fortezza, pudimos observar la grandiosidad y la belleza del amurallado recinto del centro histórico de Urbino.

Desde esa situación que no debe perderse el visitante a Urbino, existen instalados tres bancos para ayudar a su contemplación, sentándose en ellos quizás se tengan una de las mejores vistas de Italia.

Volvimos a nuestro coche y pasamos por la Piazza Rafaello el punto más alto de la ciudad con un bonito jardín donde se encuentra la estatua de Rafael Sanzio( 1483-1520) el gran pintor que nació en esta ciudad y aunque a los 11 años se quedó huérfano y se marchó de aprendiz de pintor a Perugia y más tarde a Florencia, no dejó de frecuentar su ciudad, Urbino.

Otro ilustre vecino es Valentino Rossi, el gran motorista, pero de momento, éste sí que no tiene estatua en la ciudad. Nos dirigimos al hotel donde íbamos a pasar esa noche, el Albergo Italia, uno de nuestros errores en el viaje. El hotel es muy normalito, con escasa iluminación y desde luego los 90€ que pagamos por una noche con desayuno del todo excesivo para lo que es.

Pero el fallo no fue solo el hotel, Urbino es una ciudad en la que no se puede circular en coche e imaginamos que también será imposible aparcar (fuera del centro histórico) en temporada alta.

Al menos pudimos dejar nuestro coche durante unos minutos junto al hotel para hacer el check in y subir las maletas. Nuestro consejo es tener el alojamiento fuera del casco histórico, muchísimo más barato y coger uno de los autobuses (1,25€) que llevan al centro. Nos ofrecieron parking privado también fuera del centro histórico por 18€ y preferimos aparcar por 1,50€ la hora en el parking de entrada a la ciudad. Lo dejamos a las 18:00 y duraba hasta las 20:00 (3€ por el día 13-Febrero). Después dejamos preparada la salida pagando desde las 8:00 hasta las 10:30 (4€ por el día 14-Febrero) que íbamos a salir.

Añadiendo además que la cuesta que había que subir desde el parking hasta el centro de la ciudad es de las que clasificamos como desmesurada, 300 metros que se hacían con esfuerzo, pero llegamos al centro histórico de Urbino y relatamos a continuación lo que hay que ver y hacer en esa fantástica ciudad. En primer lugar situarse con el plano:

Partimos del monumento a Rafael Sanzio para bajar por el Parco della Resistenza y contemplar las mejores vistas de la ciudad hasta llegar a:

Piazza del Mercatale

Es una gran explanada desde la que se pueden admirar las paredes de la ciudad y el valle circundante. Construida a finales del siglo XV para evitar el corrimiento de las laderas de la colina en la que se encuentra el Palacio Ducal. Actualmente es el sitio reservado para aparcar los coches, hay un parking subterráneo privado y en el exterior el ayuntamiento tiene las plazas de aparcamiento regulado. Existen locales de hostelería con terrazas y tiendas de souvenirs. También tiene una puerta de entrada monumental a la ciudad llamada Puerta Valbana construida en el siglo XVII. Además una curiosa construcción parte desde esta plaza. Junto a las paredes del Palacio se construyó una rampa en espiral, para que los caballos pudieran acceder directamente a los establos y los criados acceder a sus estancias.

Piazza della República

Tras subir la cuesta desde la Piazza del Mercatale, se llega al principal punto de reunión de la ciudad, donde la gente toma el aperitivo en terrazas debajo del porticado. El centro de la plaza es ocupado por una fuente donde se bañan los forofos del fútbol y los estudiantes cuando se gradúan. En esta plaza estuvimos cenando en la Trattoria del leone, un lugar muy agradable donde comimos estupendamente y con precios nada altos a pesar de estar en el mismo centro.

Catedral o Duomo

Fue erigida en el siglo XI, pero se reconstruyó totalmente en el siglo XV y se completó a principios del XVII agregando la gran cúpula octogonal. El edificio quedó fuertemente afectado por el terremoto de 1789, fue renovado por Giuseppe Valadier (1762-1839), que le imprimió un estilo neoclásico, sobre todo en su fachada principal. La Catedral está dedicada a Santa María de la Asunción. En la fachada exterior se observan siete estatuas de santos, incluyendo San Crescentino, el santo patrón de Urbino.

El interior de la Catedral consta de tres naves en forma de cruz latina, con decoración neoclásica de pilastras y capiteles. También se conservan pinturas de gran valor histórico-artístico, entre los que destacan: el Martirio de San Sebastián y el Nacimiento de la Virgen María.

Se encuentra en la llamada Piazza Rinascimento, una plaza en forma rectangular en pendiente (no podía ser de otra manera) que además del Duomo alberga una impresionante colección de monumentos: un obelisco egipcio, la fachada posterior del Palazzo Ducale, el Palazzo Petrangolini y la iglesia de San Domenico.

Palazzo Ducale

Para muchos el Palacio renacentista más bello de Italia. Construido durante el siglo XV por el duque de Urbino Federico de Montefeltro, un hombre de armas y humanista refinado que pudo con su gran rival en la región de Le Marche, el también condottiero Segismundo Malatesta que acabó en la hoguera por orden del Papa Pio II.

Logró conformar una corte más gloriosa, más famosa y más repleta de artistas que la del anterior Duque y por supuesto levantar un Palacio más monumental y grandioso que el de Malatesta en Rímini.

El Palacio parece una ciudad en sí mismo, pero se integra perfectamente con el conjunto urbano de la ciudad. A pesar de su imagen defensiva y militar, que le da ese aspecto imponente, la belleza de sus formas queda patente en todo su contorno.

La fachada formada por dos torreones se enfrenta al bello paisaje como naciendo de la colina, emergiendo de la naturaleza y dominando por completo cuanto alcanza la vista. El arquitecto fue Luciano Laurana que articuló el edificio a partir de un patio interior cubierto por sendos porticones, ese es el corazón del Palacio. Más adelante, se habilitó una originalísima construcción, la rampa helicoidal que permitía acceder a los caballos, carros y personal de servicio directamente desde la Piazza del Mercatale.

El Palacio Ducal alberga actualmente la Galeria Nazionalle delle Marche, una excelente pinacoteca que conserva obras significativas de todo el Renacimiento (aunque la mayoría fue esquilmada o llevada a otros museos como los del Vaticano o los Uffizi) y en especial a la región de las Marcas. Se puede consultar su página web para informarse de eventos y exposiciones.

Chiesa di San Domenico

Se encuentra también en la Piazza Rinascimento casi frente a la entrada del Palacio Ducal. La construcción del edificio, a instancias de la comunidad dominicana, data del siglo XIV. La fachada es de ladrillo y tiene una escalera doble de acceso que converge hacia el portal de mármol travertino. El interior tiene una sola nave con un altar mayor dedicado a la Virgen y el Niño. Actualmente la iglesia está cerrada y los aposentos de los frailes convertidos el albergue turístico.

Palazzo Petrangolini

Último de los edificios de la Piazza Rinascimento, adquirido por la Universidad es otro de los monumentos renacentistas inconfundibles y que se adhiere al resto de edificios empleando las mismas formas y materiales.

En nuestro devenir recorriendo la ciudad, también nos encontramos otros lugares de interés que si bien no están enclavados en la Piazza Rinascimento, no por ello carecen de valor y son los siguientes:

Casa Natale di Raffaello

Al norte de la Plaza de la República cogiendo la calle más empinada de Urbino, que lleva el nombre del artista, se puede encontrar la casa (hoy museo) donde Rafael Sanzio . En el primer piso se encuentra posiblemente uno de los primeros frescos de Rafael, una Virgen con el niño. También tiene obras de Giovanni Santi, que era un pintor de la corte y padre de Rafael, le enseño con talento todo lo que sabía, aunque desgraciadamente murió cuando Rafael tenía 11 años.

La ciudad de Urbino rinde constante pleitesía a su más ilustre hijo, preparando exposiciones, conferencias y otros eventos en torno al mundo de Rafael Sanzio o Rafael de Urbino.

Accademia di Belle Arti di Urbino

Dando un giro de 360º y pasando del arte renacentista y humanista de la ciudad pasamos al estudio de las bellas artes, sobre todo del pasado reciente a través de esta magnífica escuela-museo. Desde el arte pop al conceptual y postmoderno e incluso las nuevas tecnologías aplicadas al arte, se pueden admirar aquí.

Ni que decir tiene que la esencia de Urbino también se transmite en los paseos por sus calles y callejuelas, nosotros disfrutamos de todo aquello y nos fuimos encantados por haber conocido tan bella ciudad.

ANTERIOR SIGUIENTE


#2016 #Italia #Urbino #PatrimoniodelaHumanidad #PalacioDucal #CasanatalRafael #Europa

NOS HARÍA MUCHA ILUSIÓN QUE NOS DEJARAS UN COMENTARIO

Encuentra la información que buscas

Para utilizar el buscador, basta con introducir un lugar, monumento, ciudad, país o incluso solo una palabra y se verán los resultados de nuestros artículos.

SUSCRÍBETE A NUESTRO BLOG

DESDE AQUÍ PUEDES DAR UN "ME GUSTA" A NUESTRA PÁGINA DE FACEBOOK

Icono e-mail
Esta web utiliza cookies para asegurar que se da la mejor experiencia al usuario al visitar nuestro blog. Si continuas navegando por este sitio,  se asume que se está de acuerdo.
Logo-MadTB
  • Icono para Facebook
  • Icono para twitter
  • Icono para Instagram
  • Icono para RRSS

Nos encontramos en: Madrid (España)